Dentro de las industrias y su limpieza, se sabe que el ramo restaurantero es uno de los que más agentes contaminantes presenta. No sólo por el manejo de alimentos y la atracción que estos tienen sobre plagas como roedores y cucarachas; sino porque además sus instalaciones reciben decenas de clientes que traen consigo bacterias que se pasan de unos a otros.

Entre los sitios que mayor suciedad acumulan se encuentran: los inodoros que, aunque se lavan regularmente, acumulan bacterias particularmente en los asientos del baño. Las cartas del menú, frascos de sal, pimienta y demás condimentos son otro foco de infección pues pasan todo el día de una mano a otra sin ser limpiados. Las mesas y vasos también presentan un alto índice de bacterias debido a una mala limpieza de estos.

Así que la próxima vez que visites un restaurante, pon especial atención en los uniformes de quienes te atienden, la limpieza de la cristalería, cómo sirven los alimentos y de ser posible, fíjate que el personal de la cocina utilice guantes, mandiles y mallas para el cabello.

En caso contrario, si eres dueño de un restaurante y deseas brindar un servicio de primera que satisfaga las normas de limpieza y deje a tus comensales satisfechos; te invitamos a ponerte en contacto con Servihigiene en donde encontrarás una gran variedad de productos de limpieza y contenedores. ¡Comunícate!




Con información de:
AmericaTV.com, Layout y El Nuevo Día.com